Asume liderazgo opositor frente a Gobierno

PUSC "unge" a Rodríguez

  • Sus correligionarios reconocen condiciones para ese papel

  • Lea además:
    Con el timón
    Liberación reagrupa filas
  • -Arturo Alvarez Ugalde
    Redactor de La Nación

    Segunda Parte

    Un repentino movimiento de fichas en el Partido Unidad Social Cristiana colocó, de la noche a la mañana, al excandidato Miguel Angel Rodríguez y a sus allegados al frente de la negociación con el Gobierno, con el endoso de la fracción parlamentaria y el resto de la cúpula rojiazul.

    Atrás quedó, por ahora, la participación del expresidente Rafael Angel Calderón, del diputado Rodolfo Méndez Mata y de otros jerarcas, ante quienes el Poder Ejecutivo había acudido inicialmente tras alegar que eran ellos quienes ejercían mayor influencia sobre los diputados opositores.

    En la acera socialcristiana se apresuran a justificar ese giro. "Hay tres cosas relevantes: don Miguel Angel fue el candidato en las pasadas elecciones y él presentó las fórmulas para darle continuidad al programa del gobierno anterior; es un líder prominente con gran influencia sobre los 25 diputados del PUSC, y no cabe duda que se le reconoce gran capacidad en el campo económico", aseguró Bernal Aragón, uno de sus más cercanos colaboradores y quien el 1°ree; de mayo asumirá la jefatura de fracción.

    Pero no todos están satisfechos con esa permuta. El precandidato Luis Fishman afirmó hace tres semanas que Rodríguez no podía arrogarse la representación de todo el Partido, aunque esta semana declinó referirse a ese tema.

    En una línea similar se manifestó Juan José Trejos, exprecandidato rojiazul, quien aseguró que, por sus aspiraciones políticas, Rodríguez le imprime una dosis electoral a la negociación, aunque reconoció que contaba con el respaldo de la fracción opositora para asumir ese liderazgo.

    Vía libre

    Los primeros contactos entre Gobierno y oposición en materia y de impuestos y reforma estructural se dieron desde hace varios meses con múltiples líderes del PUSC, entre ellos Calderón, Fishman, Laclé y Méndez.

    No obstante, fue la intervención directa de Rodríguez en una reunión celebrada el 31 de marzo en su casa la que facilitó un acuerdo para agilizar el trámite a varios proyectos de ley y despejó parcialmente el camino para los planes tributarios del Gobierno.

    En la cúpula socialcristiana, la actuación de Rodríguez es avalada sin cortapisas. El secretario general de la agrupación, Ovidio Pacheco, resaltó, en días pasados, que la fracción parlamentaria es uno de los órganos del Partido y que si sus integrantes le endosan el respaldo al excandidato para negociar, este puede hacerlo sin objeciones.

    Dirigentes allegados a Pacheco aseguraron que este habría propiciado ese nuevo papel sin expresar ningún malestar, bajo el supuesto de que la trayectoria y formación económica de Rodríguez, aunada a su marcada influencia en la bancada parlamentaria, harían más expedita esa tarea.

    Otro de los alegatos que se esgrimen en tiendas rojiazules es que fue el Poder Ejecutivo el que solicitó dialogar directamente con Rodríguez, lo cual legitima, a juicio de diversos jerarcas, el protagonismo asumido en esas filas.


    Con el timón

    Las siguientes son algunas de las fechas más relevantes que colocaron al excandidato Miguel Angel Rodríguez al frente de las filas opositoras:


    Procura reintegrar a dirigencia tradicional

    Liberación reagrupa filas

    -Arturo Alvarez Ugalde
    Redactor de La Nación

    Matar dos pájaros de una sola vez. Eso es lo que hará la cúpula del PLN al convocar a connotados dirigentes tradicionales, alejados temporalmente de la agrupación, para la elaboración de un documento base que dará paso a su nueva Carta Fundamental.

    Fernando Volio, Enrique Obregón, Jorge Luis Villanueva Badilla y Alfonso Carro, son algunos de los nombres de larga trayectoria en ese bando político que baraja el directorio nacional para integrar una comisión encargada de gestar el renacimiento del Partido Liberación Nacional (PLN), como lo han calificado algunos de sus jerarcas.

    La decisión será tomada mañana en la reunión semanal del directorio político y tanto el secretario general, Wálter Coto, como Luis Gerardo Villanueva Monge, quien el 1°ree; de mayo asumirá la jefatura de fracción parlamentaria, anunciaron que procurarán hacer un balance que incluya a eventuales precandidatos presidenciales, dirigentes tradicionales y políticos de nuevo cuño.

    "No podemos marginar a ninguno de los precandidatos. Por principio todos deben estar presentes. Se produciría un gran desface si gana la convención alguno que esté un poco alejado de la cúpula del Partido, ya que escaparía totalmente a los lineamientos de la agrupación", explicó otro de los miembros del directorio, quien prefirió reservar su nombre.

    Tras la fusión

    La mezcla de dirigentes que designará el directorio también contemplaría a Coto, José Miguel Corrales, Rolando Araya y Carlos Manuel Castillo, posibles precandidatos presidenciales. Aunque en PLN se sopesan otros nombres como aspirantes a la candidatura, se incluirían únicamente a quienes desde ahora alistan su plataforma para esa contienda.

    "Todos entrarán en igualdad de condiciones a la comisión, tanto los que forjaron las raíces del Partido como quienes creen que algunas de las estrategias que usamos en el pasado ya están superadas", resaltó Villanueva Monge al insistir en que la nueva carta fundamental -que vería la luz en octubre- debe ser reflejo de todas las corrientes que existen en las tiendas liberacionistas.

    *