Todo o nada

Lea además:
Renger Infante M.
Para La Nación

Cuando el reloj marque las 10:10 p.m. hoy en el barrio de Liniers en Buenos Aires, Argentina -7:10 p.m. de Costa Rica-, y el árbitro uruguayo Eduardo Dluzniewski suene el silbato, el Club Sport Cartaginés comenzará el partido más importante de su historia.

Se juega el todo o nada. El rival, Vélez Sarsfield. Hoy podrán ser héroes y escribir sus nombres en la historia con letras de oro, o pasar a ser otro equipo nacional que murió en el intento por obtener el cetro.

En la primera parte de esta película llamada Copa Interamericana, los brumosos igualaron sin goles en el estadio Rafael Fello Meza, pero el final será hoy.

Los argentinos, que hace dos semanas eran los virtuales ganadores de este certamen, han tenido que modificar tanto su alineación como esquema táctico ante la expulsión de su capitán, Roberto Trotta, y la lesión de Mauricio Pellegrino.

Unido a esto se encuetran las fuertes críticas de sus seguidores que consideran que el Cartaginés es mucho menos equipo que los locales, lo cual provocó que el manejador Carlos Bianchi reforzara el ataque.

Pero los brumosos no se quedaron dormidos en los laureles, luego de su buena presentación de la semana pasada, ya que su técnico, Rolando Villalobos, decidió incluir a Alexánder Madrigal desde el arranque, luego de que este se recuperara de la varicela que le impidió actuar en el anterior partido.

Resalta además la posible incorporación de Jewisson Benneth, lo que hace prever que Cartago aprovechará los problemas defensivos que afrontarán los locales para inyectar fuerza y velocidad con este delantero.

Aunque ayer amaneció con una fuerte lluvia, que fue desapareciendo por la tarde, Buenos Aires presenta una temperatuara cercana a los 30 grados centígrados y se espera que para esta noche el termómetro marque 26 grados. No obstante, la humedad relativa rondará el 100%, lo cual hace que el desgaste de los jugadores sea más de lo normal.

Esta situación, unida al poco interés que ha puesto la afición, proyectan que la asistencia no sobrepasará los 30 mil aficionados en el estadio José Amalfitani, con capacidad para albergar 48 mil.

Como dato curioso, cabe resaltar que las entradas para ese encuentro cuestan desde los $8 (¢1.600) hasta $35 (¢7.000).


Vélez agresivo

El técnico Carlos Bianchi no quiere guardarse nada y decidió ir de una sola vez al ataque, para lo cual optó por modificar su esquema táctico e incluir un delantero más.

Por eso sacó de la formación titular a Guillermo Morigi y esta noche pondrá desde el arranque a Martín Posse en la línea de ataque, con lo que tendría tres delanteros y en consecuencia un mejor ataque.

Luego del partido del pasado sábado, y que concluyó sin goles, la prensa argentina criticó mucho el accionar de Bianchi por considerarlo poco arriesgado contra un equipo que no tiene la trayectoria de Vélez.

"Esta alineación es un claro ejemplo que Bianchi quiere borrar la mala imagen que quedó luego del partido del pasado sábado, por eso ha hecho un equipo bien ofensivo que buscará liquidar el partido antes de los 90 minutos", manifestó Crístian Colona, periodista del diario argentino El Clarín.

Colona agregó que durante toda la semana el manejador del Vélez ha trabajado en la búsqueda de los jugadores que reemplazarán a Roberto Trotta, expulsado en el primer partido, y Mauricio Pellegrino, ausente por lesión.

Ayer confirmó que en definitiva será el novato Sebastián Méndez el que se ubicará como marcador de punta derecho y el volante Carlos Compagnuci será el stopper, toda vez que Flavio Zandoná se encargará del centro de la defensa.

Este último, tradicionalmente defensa derecho, tiene alguna experiencia como último hombre, lo cual facilita un poco el planteamiento de Bianchi en la zaga de los locales.

El cuadro del barrio de Liniers no pudo hacer su práctica de ayer en su estadio debido a un fuerte aguacero que cayó desde tempranas horas de la madrugada y que se mantuvo hasta pasado el mediodía. "Ellos cuidan mucho su campo, que es uno de los dos mejores de toda Argentina, y cuando cae un poco de agua no permiten que nadie entrene", agregó el periodista.

Ante esto, los velezanos tuvieron que trasladarse hasta un complejo deportivo próximo a su sede para hacer su entrenamiento que se caracterizó por el trabajo en la definición y el remate final.

Los jugadores expresaron sentirse tranquilos para el partido de hoy, de acuerdo con Colona, en donde tienen como única meta adueñarse de la Copa Interamericana, galardón que les falta para completar el álbum de recuerdos.


Los Equipos

VELEZ SARSFIELD

D.T.: Carlos Bianchi

CLUB DEPORTIVO CARTAGINES

D.T.: Rolando Villalobos


Desempate

En caso de que los dos equipos empaten, por cualquier marcador, durante los 90 minutos regulares, entonces el juego se extenderá a dos períodos de 15 minutos cada uno. Si persiste el empate se realizará una serie de cinco lanzamientos desde el punto de penal. De continuar la igualada, cada equipo tirará un penal hasta que resulte un ganador.


Martín Posse será el tercer atacante de Vélez hoy contra Cartaginés.






















Este material tiene derechos reservados © y no debe ser reproducido sin el permiso explícito del Diario o del servicio en línea. La Nación Edición Electrónica es un servicio de La Nación, S.A. ®. Para mayor información, escriba a webmaster@nacion.co.cr