La Nación Digital
San José, Costa Rica.
Jueves 18 de septiembre, 1997


El País
El Mundo
Deportes
Viva
Revista Dominical
English & Weather
Opinión
Elecciones 98
Economía & Negocios
En Forma
Ancora
Zurquí







Portada
La Nación Digital



Informe anual de la Defensoría de los Habitantes


Informes del caso
Banco Anglo


Centenario
Teatro Nacional


La Nación: 50 años




Cartas

El tiempo

Tiras cómicas

La Gaceta en breve

Obituario

Anuncie en La Nación

Suscríbase a La Nación

Servicios

SuperSite

Archivo Digital

Correo a La Nación

Teléfonos de Emergencia



Noticias de El País:

Tribunal Internacional de La Haya

Elizabeth Odio un año más en cargo



Mauricio Herrera
Redactor de La Nación

La Asamblea General de la Organización de las Naciones Unidas prorrogó por un año el nombramiento de la abogada costarricense Elizabeth Odio Benito como jueza del Tribunal Internacional para Crímenes de Guerra cometidos en la antigua Yugoslavia.

La decisión quedó en firme el pasado lunes, durante la última sesión de la 51º Asamblea General de la ONU, que ratificó una disposición en ese sentido acordada por el Consejo de Seguridad en forma unánime hace dos semanas.

Odio es miembro del Tribunal desde setiembre de 1993 y su nombramiento vencía en noviembre de 1997. Ella seguirá en su puesto para continuar la instrucción de uno de los principales casos que estudia la corte internacional, radicada en La Haya, Holanda.

Según el embajador de Costa Rica ante la ONU, Fernando Berrocal, existe una norma según la cual el juez instructor de un caso puede prorrogar su período hasta que lo deje completamente concluido.

Berrocal explicó que Odio está a cargo del caso Celebici, referido a una masacre ocurrida en la localidad de ese nombre durante la cual soldados serbios violaron a decenas de mujeres.

La ampliación de las funciones de Odio en el cargo, según Berrocal, fue recomendada por el presidente del Tribunal Internacional y por el secretario general de la ONU, Koffi Annan.

El pasado 21 de mayo Odio perdió su reelección en la Asamblea General de la ONU, al obtener en la sexta ronda de votaciones 83 votos contra 93. En aquel momento el Ministerio de Relaciones Exteriores alegó que la derrota se debió al interés de Europa de ocupar más puestos en organismos de derechos humanos.

Sin embargo, Odio lo atribuyó al desinterés mostrado por la administración Figueres para impulsar su candidatura.

"Lo cierto es que logramos, después de un cabildeo muy fuerte, que se le prorrogara por un año más ese nombramiento, ante lo cual ella está muy contenta y satisfecha", dijo a La Nación el canciller Fernando Naranjo.

Este diario intentó localizarla en su residencia en La Haya, pero no respondió los mensajes que se le dejaron.

Elizabeth Odio es la única representante latinoamericana entre los 11 jueces que integran ese tribunal especial, que desde 1993 juzga los crímenes cometidos de1991 a 1995 en la guerra de la antigua Yugoslavia.

Ella ha destacado por su lucha para incluir el delito de violación sexual entre los crímenes contra la humanidad y ha puesto particular atención a los casos de las mujeres violadas y embarazadas en los campos de concentración serbios.

Odio fue ministra de Justicia en la administración de Rodrigo Carazo y la de Rafael Angel Calderón Fournier.



© 1997. LA NACION S.A. El contenido de La Nación Digital no puede ser reproducido, transmitido ni distribuido total o parcialmente sin la autorización previa y por escrito de La Nación S.A. Si usted necesita mayor información o brindar recomendaciones, escriba a webmaster@nacion.co.cr


Ediciones Anteriores: