Domingo 8 de julio, 2001. San José, Costa Rica.
Secciones Suplementos

Otros suplementos:

  • Vídeos de goles México 1- Costa Rica 2
  • Resultados finales encuesta pronósticos: México 1- Costa Rica 2 y Costa Rica 2- Jamaica 1
  • Mundial Sub 20 Argentina
  • Estación 21
  • Teleguía

    Portada
    Mapa del sitio
    Si tiene alguna sugerencia o comentario sobre esta noticia, escriba a nuestros redactores.

    Ley paternidad responsable

    Leyes y proyectos

    Obituario

    La Gaceta en breve

    Diario Oficial La Gaceta

    Revista Estación 21

    Sitios de Costa Rica

    Servicios

    Tiras cómicas

    SuperSite (inglés)

    Teléfonos de Emergencia

  • Noticias Nacionales:

    IMPACTO. Gustavo Rojas, Teresa Borge y Marcela Ugalde (en orden usual), de La Patada, estaban desconsolados por la muerte de Parmenio Medina. En el hospital Calderón Guardia, los pacientes también se mostraron conmocionados por la noticia.

    Asesinado Parmenio Medina

    Luto en la prensa nacional.

    Montserrat Solano C.
    msolano@nacion.com
    Redactora de La Nación

    El periodista Parmenio Medina Pérez, director del programa La Patada, fue asesinado ayer aproximadamente a las 4:30 p. m., cerca de la entrada de su casa en San Miguel de Santo Domingo de Heredia.

    Medina recibió dos impactos de bala en el rostro y otro en el torso. Cuando ingresó al hospital Calderón Guardia, a las 4:47 p. m., ya había fallecido. Su muerte se declaró oficialmente diez minutos después.

    Medina llegaba a su casa, después de grabar su último programa, cuando varios sujetos que se encontraban dentro de un vehículo gris, estacionado al lado de la calle, perpetraron el ataque, informaron agentes policiales.

    Además:
  • Hombre de Radio y denuncia

    Noticia relacionada:
  • Prensa consternada
  • Última polémica: Radio María

    Gráfico:

  • Escenario del crimen

    Editorial:
  • Un periodista asesinado
  • Uno de los individuos –agregaron– se bajó del carro para disparar varias veces al comunicador. Los vecinos escucharon cuatro tiros.(vea infografía).

    Los agresores se dieron a la fuga en el auto gris. Los oficiales sospechan que se trata de un vehículo marca Nissan o Hyundai.

    En la tarde se creía que habían tomado la carretera Braulio Carrillo, con rumbo hacia el túnel Zurquí. Anoche se investigaron varias denuncias en otros sitios.

    Este atentado se produjo tras una fuerte polémica en torno a varios programas en los cuales Medina informó sobre anomalías en la conducción de la ahora desaparecida Radio María de Guadalupe (vea nota aparte).

    El periodista había denunciado amenazas ante el Ministerio Público y gozaba de protección policial. Pero el 5 de junio, pidió que se le quitara la vigilancia.

    Al hospital llegaron sus hijas Marta y Alicia, compañeros de La Patada como Gustavo Rojas, Marcela Ugalde, Teresita Borge y Mino Padilla, entre otros personajes del mundo cultural.

    Directores de medios se mostraron consternados y externaron preocupación por el futuro de la libertad de expresión en el país (vea nota aparte).

    También el Gobierno, por boca del ministro de la Presidencia, Danilo Chaverri, expresó "su solidaridad con el dolor que sufre la prensa costarricense y repudia los actos de violencia, en particular cuando son contra un periodista".

    Varios ciudadanos llamaron ayer a La Nación para manifestar su impacto por la noticia.

    Su cuerpo se velará en la funeraria del Magisterio Nacional, en Paseo Colón. Un grupo de artistas se concentrará a las 9 a. m. frente a Radio Monumental para escuchar el programa.

    Por otra parte, el OIJ recibirá información confidencial a los teléfonos 277-0342 ó 295-3311.

    Investigación

    La policía cerró ayer las vías hacia Río Frío, San Isidro, Santo Domingo, Barva y San Rafael de Heredia. También se tomaron medidas en el aeropuerto internacional Juan Santamaría.

    Al cierre de la edición, aún no había ningún sospechoso preso.

    Según Lineth Saborío, directora del Organismo de Investigación Judicial (OIJ), anoche no se había determinado cuántos individuos atacaron al productor.

    "Don Parmenio, en su momento, hizo señalamientos importantes de quiénes podrían ser algunas personas que tuvieran interés en causarle un daño físico", dijo el ministro de Seguridad, Rogelio Ramos.

    Los últimos momentos

    Parmenio Medina, de origen colombiano pero nacionalizado costarricense, comenzó a grabar su último programa a las 9 a. m. Terminó al ser las 2 p. m.

    Luego, aceptó la invitación a una cerveza y una "boquita" de frijoles tiernos en el Vega¥s Bar.

    De ahí se fue hacia Radio Monumental a entregar la cinta que se transmitirá hoy.

    Leonardo Cordero, director y productor del programa Futbol Mundial, le vio llegar y lo invitó a hacer algún comentario sobre la Copa América.

    "Lo último que dijo fue ëme voy, ahí los voy escuchando, porque de esto vivimos todos' ", recordó.

    Se encaminó a su casa pues a las 5 p. m. le esperaba la Asociación Iberoamericana Ético Humanista para homenajearlo por luchar por la libertad de expresión.

    Colaboraron en esta información Antonio Jiménez y Ángela Avalos, de La Nación.


    Hombre de radio y denuncia

    Al segundo año de producir La Patada, Parmenio Medina Pérez se dio cuenta de que el futbol podría ser un aderezo para servir un plato más fuerte: la búsqueda de la verdad a través de la denuncia.

    Con buenas dosis de choteo y humor, sazonó investigaciones periodísticas. La más importante propició en los últimos dos meses un enjambre sísmico en la Iglesia Católica costarricense.

    En sus 28 años de producir La Patada (1973-2001), Parmenio, de 62 años, se forjó como un hombre de radio hecho y derecho.

    Colombiano de nacimiento (1939), llegó a Costa Rica en 1968, no sin antes subir a la cima de la cadena colombiana radio Toledar, montar un taller de bicicletas y vender pomadas y medias de nailon por las calles.

    "En Bogotá, papá me construyó un carretón y con él vendía carbón, gasolina blanca, leña y las hortalizas que sembraba mamá", contó hace tres años.

    Y eso moldeó su carácter. Lo hizo muy "piso'e tierra" y por eso le llegaba tanto a la gente.

    No lo amainaron ni las denuncias judiciales, ni las amenazas indirectas –y muy directas– que recibió durante sus 38 años de trabajar frente al micrófono.

    Ya lo dijo en 1998, cuando La Patada cumplió 25 años: "Gracias al programa se han denunciado muchos ëchorizos’, actos indecorosos y abusos.

    "He tratado de servir a la comunidad y se ha logrado despertar inquietudes de defensa del ambiente y del buen uso de los dineros públicos".

    Su última entrevista la concedió el 2 de julio pasado al Semanario Universidad, de la Universidad de Costa Rica (UCR).

    En esa oportunidad reconoció su interés en publicar un libro en que contaría todo sobre Radio María.

    También, en esa oportunidad, confió estar cansado y tener interés de iniciar un nuevo proyecto en otro país.

    Pero no se lo permitieron. Lo asesinaron. A Parmenio le sobrevive su esposa y cinco hijos.


    Archivo y Ediciones
    anteriores
    Escríbanos
    Envíe un
    fax gratis
    Servicios
    Avisos
    Económicos

    Agenda
    Costa Rica:
    Noticias agenda digital
    Reciba última hora por email
    Chat
    Juegos Nacionales 2001
    Campaña lectura
    Tecnoavances #2
    Libertad prensa: encuesta acceso a información
    Comparan legislación Costa Rica y Declaración Chapultepec
    Foro asesinato Natalie Brenes
    Lectura 9
    Foro "Betty la fea"
    Lista de foros
    Sitios Costa Rica

    Pasatiempos y educación :
    Fechas históricas
    Moda, decoración y belleza
    Tiras cómicas

    Especiales :
    Condena periodista costarricense
    Columna Raíces
    Tribuna del idioma
    Escríbales a diputados


    © 2001. LA NACION S.A. El contenido de Nacion.com no puede ser reproducido, transmitido ni distribuido total o parcialmente sin la autorización previa y por escrito de La Nación S.A. Si usted necesita mayor información o brindar recomendaciones, escriba a webmaster@nacion.com