Miércoles 21 de agosto, 2002. San José, Costa Rica.
Ultima Hora Teleguía Teleguía Secciones Suplementos
Portada
Mapa del sitio
Si tiene alguna sugerencia o comentario sobre esta noticia, escriba a nuestros redactores.

Leyes y proyectos

Obituario

La Gaceta en breve

Diario Oficial La Gaceta

Revista Estación 21

Sitios de Costa Rica

Servicios

Tiras cómicas

SuperSite (inglés)

Teléfonos de Emergencia

Iglesia católica guatemalteca estremecida por acusaciones de abuso sexual

Agencia EFE
Miércoles 21 de agosto, 2002 11:42:00 (Hora local)

Guatemala. El procurador de los derechos humanos saliente de Guatemala, Julio Arango, ha estremecido a la iglesia católica al condenar moralmente a tres sacerdotes por presuntos actos de violación, abuso y acoso sexual contra cuatro menores.

La denuncia ha tomado por sorpresa al clero guatemalteco, que no ha tenido la capacidad de reaccionar y fijar una postura ante el serio señalamiento de Arango.

"Puedo decirles que recibí un documento el día de hoy (martes), lo he leído a vuelo de pájaro y por lo mismo hasta que no lo haya estudiado no voy a dar una opinión definitiva, les agradezco mucho", fue la única declaración del arzobispo metropolitano de Guatemala, Rodolfo Quezada Toruño a la prensa anoche.

Horas después de la sorpresiva condena contra los sacerdotes Hugo Portillo, Luis Oliva y César Coroy, Arango entregó el cargo al abogado Sergio Morales, elegido el pasado 30 de mayo por el Congreso Legislativo para un período de cinco años.

La resolución del ahora exdefensor del pueblo guatemalteco sugiere a Quezada desmantelar los seminarios e investigar la existencia de sacerdotes pederastas.

"(Investigar) sobre todo en los seminarios que parecen ser los centros donde se corrompe a jóvenes por prevalimiento y a quienes desde los confesionarios prostituyen a las niñas", señala la PDH, cuyos pronunciamientos tienen carácter de condena moral.

La denuncia ha sido presentada al Ministerio Público y la PDH pide al fiscal que se hará cargo del caso ejercer la "cumplida justicia".

La primera denuncia fue presentada a la PDH en noviembre pasado por el joven seminarista Fredy Macario, quien acusó al sacerdote Portillo de intentar violarlo.

El hecho, según el documento, se produjo en casa del sacerdote luego de un encuentro con otros seminaristas celebrado en una institución de la Iglesia en la capital.

En otro de los casos, el sacerdote César Coroy, párroco de la aldea El Carrizal, unos 30 kilómetros al norte de la capital, fue acusado de abusar de dos niñas, cuyas edades no precisa.

Mientras, la denuncia contra el clérigo Luis Oliva fue hecha por el supuesto acoso sexual del joven Harold López, quien le ayudaba en la iglesia San Ignacio de Loyola de la capital.

Arango declara en su resolución la violación a los derechos y dignidad de los dos jóvenes, así como de las hermanas Melissa Catalán y Wendy Dávila Catalán.

Es la primera vez que una acusación de esta naturaleza es formulada contra sacerdotes católicos por el Procurador de los Derechos Humanos de Guatemala.

Sin embargo, no es el primer caso de violación o de acoso sexual presuntamente cometido por sacerdotes católicos que se produce en Centroamérica.

El Patronato Nacional de la Infancia (PANI), la institución estatal encargada de velar por la niñez en Costa Rica, conoce de siete denuncias contra sacerdotes por abusos sexuales.

De ellos, sólo uno, un sacerdote de San Carlos (norte del país), fue condenado hace tres meses a cuatro años de prisión por abusos contra un menor de 4 años.

El PANI ha informado que también hay denuncias similares contra pastores de iglesias protestantes, aunque no proporcionó cifras.

La Iglesia católica de El Salvador anunció en mayo pasado la instalación de un tribunal eclesiástico para investigar la denuncia de un joven que cuando era niño sufrió abusos sexuales de un sacerdote. La identidad de ambos se mantiene en reserva.

Según el arzobispo de San Salvador, Fernando Sáenz Lacalle, antes de instalar el tribunal deben concluir las investigaciones preliminares del suceso para luego enviar la información al Vaticano, que determinará si procede o no.

En Panamá, el párroco de Río Hato, Hermógenes Ovalle, fue juzgado por seducir a una muchacha de 16 años a quien cuidaba por encargo de sus padres, unos campesinos de la zona.

La menor resultó embarazada y dio a luz una niña hace pocas semanas, mientras Ovalle permanece recluido en el seminario de Penonomé, en el centro del país.


Edición periodística: Gerardo González y Juan Fernando Lara. Fuente: agencias.


Si desea que Nacion.com envíe todos los días información de última hora a su correo electrónico, confirme su interés a la dirección majordomo@nacion.com de la manera que se detalla a continuación. En el cuerpo del mensaje debe escribir, tal y como aparece aquí, lo siguiente: SUBSCRIBE UltimaHora seguido por su email (este último parametro es opcional). Más detalles en la página de servicio de listas (majordomo).



Archivo y Ediciones
anteriores
Última hora por email
Escríbanos
Envíe un
fax gratis
Servicios
Avisos
Económicos
Noticias en
Agenda digital
Chats

Agenda
Actualidad nacional
Encuesta de revista Perfil y nacion.com, para separados y/o divorciados
Consulta conteo presidente y diputados 2002
Leyes e informes
Lista leyes y proyectos
Opine
Lista de foros
Deportes
Campeonato 2002-2003
Juegue Digigol
Ganadores concursos Mundial 2002 de nacion.com

Educación
Fechas históricas
Tribuna del idioma
Columna Raíces
Belleza, hogar y moda
Moda, decoración y belleza
Libertad de prensa

Sitio Libertad prensa y expresión
Condena periodista costarricense
Pasatiempos
Tiras cómicas
Cinemanía
Sitios de interés
Sitios Costa Rica

¿Quiere anunciar su producto o servicio?
En nacion.com

En La Nación impresa

Comuníquese con nacion.com
Preguntas frecuentes sobre nacion.com Quiénes trabajamos en nacion.com
¿Quiere enviar su currículum a La Nación? Escriba a kasanabria@nacion.com

© 2002. LA NACION S.A. El contenido de nacion.com no puede ser reproducido, transmitido ni distribuido total o parcialmente sin la autorización previa y por escrito de La Nación S.A. Si usted necesita mayor información o brindar recomendaciones, escriba a webmaster@nacion.com