Búsqueda
Avanzada
Lunes 03 de abril, 2006
San José, Costa Rica.

  Servicios | Archivo | Escríbanos | Fax gratis | Nacion.com en PDA, celular, e-mail,  

Noticias
Nacionales
Sucesos
Deportes
Internacionales
Economía
Aldea Global
Week in Review
Campeonato futbol 2005-06
Especial: Festival Imperial 2006
Oscar Arias presidente 2006-10
Elecciones 2006

Editoriales y Opinión
Opinión
Cartas
Chats
Foros

Especiales Noticiosos
Mundial 2006: Equipos, grupos, figuras y calendario
Texto preliminar de reforma fiscal y noticias publicadas
Texto preliminar del TLC Costa Rica-EE.UU. y noticias publicadas
Listado Completo

Ocio y Cultura
Calendario 2006
Su | Do | Ku
Viva (Entretenimiento)
Áncora (Cultura)
Tiempo Libre
Teleguía
Proa (revista dominical)
La Nación en Imágenes
Cinemanía
Tarjeticas
Horóscopo
Crucigrama
Sitios Costa Rica

Educación y Ciencia
Zurquí (Niños)
Raíces (Geneología)
Tribuna del Idioma

  Otros formatos
nacion.com en su PDA
nacion.com en el celular
nacion.com en formato
Noticias por e-mail

Quiénes somos
Preguntas frecuentes nacion.com
Ver edición más actual de nacion.com
Equipo de nacion.com
Emails de Redacción
Trabaje en Grupo Nación

Noticias Deportes:

Foto Principal: 1224574
Boby Álvarez no puede atrapar el tiro libre de Bernard. Fue el empate y la eliminación de Liberia.
Marvin Caravaca
Puerto cerró con honradez

Puntarenas 2 - Liberia 2: En un suspiro, liberianos dejaron ir la semifinal

Al minuto 89, John Jairo Quiñones botó el penal que les daba el pase a semifinales
Puntarenas F. C. terminó primera fase del Torneo Clausura con solo una derrota

José Luis Rodríguez
jodriguez@nacion.com

Puntarenas. Achacarle a John Jairo Quiñones la culpa de que Liberia no clasificara sería injusto, pero no se puede ocultar que fue él quien al minuto 89 desperdició el castigo de penal que pudo meter a su equipo en las semifinales del Torneo de Clausura.

Esa acción, gestada con el pundonor que Liberia mostró en todo el juego, sepultó las aspiraciones de un equipo que durante buen rato tuvo a Saprissa fuera del baile.

Además:

  • Desconsuelo en Liberia
  • Kurt disfruta su mejor temporada
  • La mala fortuna de Quiñones y la buena campaña de Puntarenas al no permitirse caer en casa -está invicto en los 16 juegos del Clausura- selló el empate a dos tras un partido vibrante.

    Con solo observar las alineaciones era evidente que ni porteños ni liberianos se guardaban nada.

    Aunque el Puerto ya tenía su clasificación en el bolsillo, desde días antes el técnico Luis Diego Arnáez había dejado claro que jamás le bajaría el ritmo al equipo.

    Y así fue. No más comenzando el encuentro, al minuto tres, Gustavo Pérez pegó de cabeza un balón que por poco vence a Rodolfo Álvarez.

    Pero Liberia, que debía ganar para evitar un susto morado, fue el que inauguró el marcador al 7', gracias a un centro de Marvin Calvo que Quiñones concretó de cabeza.

    Disciplina. El orden del cuadro guanacasteco parecía maniatar al mediocampo local. Para frenar al Puerto, Juan Diego Quesada plantó una línea de cuatro en defensa.

    La táctica funcionó bien hasta el minuto 20, cuando Bernard comenzó a ejercer su rol de arquitecto. Al 31', Gustavo Hernández fue derribado en el área por Omar Royero.

    El penal fue cobrado por Kurt Bernard, quien igualó la pizarra y asumió el goleo individual.

    Tal y como lo había hecho en el primer tiempo, Liberia entró al complemento dispuesto a asegurarse el boleto, y otra vez encontró el camino a gol cuando el cronómetro apenas gateaba.

    Fue Marvin Calvo, tras una corrida desde el mediocampo, el que marcó el 1-2 después de recibir un pase largo de Kénneth García, un liberiano con mucho talento.

    La daga que clavaron los visitantes se hizo más punzante cuando un minuto después Max Sánchez abandonó el juego por un golpe en la nariz al chocar con Calvo.

    Entró Jeffry Espinoza, que no tuvo el arrastre de Sánchez, pero cortó las arremetidas de Liberia.

    Poco a poco Puntarenas impuso su localía y al 58' Bernard estuvo a punto de igualar con un cabezazo.

    El volante de ébano no se dio por vencido, y al 65' sumó el 22 en su cuenta con un tiro libre que a Bobby Álvarez se le fue de las manos.

    Precisamente esa acción del portero marcó el destino liberiano, ya que el infortunio de ver el balón escaparse de sus dedos y entrar, fue el mismo que acompañó a Quiñones en el penal del último minuto.

    Con el 2-2 en el marcador final, los jugadores de Liberia se soltaron a llorar, ya que el esfuerzo fue insuficiente porque Saprissa había ganado en Santa Cruz. En un suspiro de último momento la ilusión liberiana se había desvanecido.

    Puntarenas 2

    Liberia 2

    Puntarenas: Michael Tommy 6, Eduardo Gómez 6, Federico Urrutia 7, Rafael Núñez 7, Mario Víquez 6, Félix Montoya 7, Kurt Bernard 8, Max Sánchez 7, Rayner Robinson 6, Gustavo Pérez 6 y Gustavo Hernández 6. D. T.: Luis Diego Arnáez.

    Cambios: Jeffry Espinoza 6 (Sánchez, 52'); Michael Barrantes 6 (Hernández, 60'); José Mendoza - (Bernard, 76').

    Liberia: Rodolfo Álvarez 6, Freddy Segura 6, Omar Royero 6, Jorge Retana 6, Carlos Espinoza 6, Willy Eras 6, Rándall Chavarría 6, Kénneth García 7, Randy Cubero 6, John Jairo Quiñones 7 y Marvin Calvo 6. D. T.: Juan Diego Quesada.

    Cambios: Wálter Chevez 6 (García, 67'); Alessandro Moreira 5 (Retana, 72'); Rafael Gutiérrez - (Chavarría, 80').

    Goles: 0-1 (7'): John Jairo Quiñones, pase de Calvo. 1-1 (32'): Kurt Bernard, de penal, falta contra Hernández. 1-2 (51'): Marvin Calvo, servicio de García. 2-2 (65'): Kurt Bernard, de tiro libre. Árbitros: Vinicio Mena 7, Leonel Leal y Edwin Medaglia. Incidencias: Quiñones falló un penal al 89'. Estadio: Miguel Lito Perez, 11 a. m.

    Foto Principal: 1224575
    John Jairo Quiñones tardó varios minutos en hallar consuelo, tras fallar el penal que daba el boleto.
    Alonso Tenorio

    Desconsuelo en Liberia


    Franklin Castro R.

    Corresponsal

    Puntarenas. Mientras en tierras santacruceñas los saprissistas celebraban el pase a la segunda fase del Torneo de Clausura, en Puntarenas los liberianos lloraban su eliminación.

    La cara del desconsuelo era John Jairo Quiñones, quien no paró de llorar en la gramilla del Lito Pérez. Tras varios minutos fue levantado por amigos y colaboradores y trasladado al camerino.

    Todos tenían en sus retinas el penal fallado por Quiñones al 88', pero habían olvidado el gol que anotó al minuto ocho, cuando encendió la esperanza pampera.

    Finalmene, a la 1:41 p. m., cuando ya el camerino había quedado vacío, el colombiano se decidió a hablar con la prensa.

    Alicaído y ya un poco recuperado, se refirió al momento en que falló el penal, que pudo haber significado el pase de Liberia.

    "Fue un momento difícil, pues ahí se definía todo, yo tenía la responsabilidad de hacerlo, el balón se fue por fuera y perdimos la opción que teníamos de clasificar.

    "Tras mi fallo me dio coraje conmigo mismo y me puse a llorar. Dios sabe por qué pasó eso; yo no lo sé, solo le pegué bien al balón y no entró", dijo el jugador, sobre el lanzamiento de penal que desaprovechó al minuto 88, cuando salió desviado cerca del vertical derecho del arquero porteño, el sierraleonés Michael Tommy.

    Rodolfo Boby Àlvarez, quien no pudo contener el tiro libre de Kurt Bernard que significó el segundo gol de Puntarenas al minuto 65, también fue otro de los últimos en brindar declaraciones a la prensa.

    "Son jugadas en las que siempre trato de atrapar el balón, pero esta vez no pude hacerlo. En algún momento hay que equivocarse y ni modo, hay que seguir adelante. Siento que este equipo está para grandes cosas y tampoco tenemos que desanimarnos", afirmó.

    Para el técnico liberiano, Juan Diego Quesada, la situación no da para hacer drama.

    "Así como Quiñones y Boby fallaron, no se puede acribillar a un jugador por eso, son seres humanos y como tales pueden cometer errores", aseveró el timonel.

    Kurt disfruta su mejor temporada


    José Luis Rodríguez
    jodriguez@nacion.com

    Puntarenas. Desde su prometedora aparición en Limonense, Kurt Bernard no vivía un momento tan glorioso como el que atraviesa en Puntarenas.

    El aire marino y el calor de la costa parecen sentarle bien al número 77 de los naranjas, quien ya suma 22 anotaciones, 15 de ellas en el Torneo de Clausura.

    Dicha cifra ubica a Bernard como el máximo artillero del campeonato, y, sin duda alguna, como la figura porteña.

    "Desde que salí de Limón esta es mi mejor temporada, me siento a gusto en el equipo y los compañeros hacen que mi trabajo sea mucho más fácil. Aquí todos somos muy unidos", dijo el "matador" apenas terminó el partido.

    Bernard, de 28 años, considera que en Puntarenas ha encontrado una conexión bonita con su futbol, además de que su posición en el campo ha variado.

    "Ahora juego más pegado al área, me encuentro muchas veces frente a los porteros y eso me gusta. Yo trato de darlo todo y gracias a Dios las cosas me van saliendo".

    Bernard adelantó que irán a la Liga a sacar un resultado que les permita asegurar la final en casa.

    "La Liga me parece un rival muy digno y de respeto. Son partidos de 180 minutos donde es el empeño que pongamos lo que contará".

    Sala de Redacción
    Costa Rica Hoy
    Centroamérica Hoy
    Latinoamérica Hoy
    Mundo Hoy
    Futbol en Costa Rica
    Futbol en América
    Futbol en el Mundo
    Otros Deportes
    Economía en América
    Economía en el Mundo


    Especiales
    Escogiendo carrera
    Concurso Digigol
    Inventario completo


    Suplemento Metro
    Tarifario Grupo Nación
    Suplemento comercial Mano a mano
    Anúnciese en nacion.com
    Suscríbase a La Nación
    El Empleo.com
    Economicos.com


    Enlaces comerciales:
  • Reglamento promoción "Hinchagonal", de La Nación

  • Visite Montezuma Costa Rica

  • Brokers Bienes Raíces

  • TicosLand.com




  • Obituario
    Diario Oficial La Gaceta