LN OPINIÓN

Costa Rica, Sábado 27 de junio de 2009

/OPINIÓN

Gilberto Arce | gilberto.arce@gmail.com

¿Subastar el espectro radioeléctrico?

 ¿Hay que subastar el espectro radioléctrico para permitir el ingreso de nuevos operadores?

Economista

http://wvw.nacion.com
TAMAÑO

Es oportuno discutir si es necesario subastar el espectro radioléctrico para permitir que nuevos operadores ingresen en el mercado de telecomunicaciones móviles de la nación. Varias son las razones para esta excitativa.

1. Los actuales operadores de telecomunicaciones pagaron sumas insignificantes o nulas para obtener las concesiones de espectro (bienes demaniales, en general). Esta situación impera en todos los niveles del espectro radioeléctrico. Incluye, además, operadores locales o foráneos, privados o públicos. ¿Por qué ahora cobrar a los nuevos entrantes? Esto es un ejemplo de competencia desleal intertemporal.

2. Las reformas a la Ley del Servicio Nacional de Electricidad (SNE) de 1963 (en la que se incluyeron las telecomunicaciones) y 1996 (en la que se creó la Autoridad Reguladora de los Servicios Públicos, Aresep), fueron valiosas oportunidades para rectificar el asunto. En la actualidad, para el país, el costo de solucionar este mejunje supera con creces los beneficios.

3. La evidencia internacional, principalmente la europea, muestra que los elevados precios que pagaron muchas empresas por la adquisición de las bandas de frecuencias más demandadas entre los años 1990 e inicios del año 2000 se trasladó a los consumidores vía elevadísimos precios de los servicios. En este sentido, las decisiones entorno a los precios de los servicios de telecomunicaciones en Europa, por parte de la Comisión Europea y el Parlamento Europeo, el mayo anterior, sugieren una importante madurez por parte de las autoridades del sector en el viejo continente.

4. La evidencia nacional también es útil. En Costa Rica no existe una cultura histórica por el pago de bienes demaniales. Las concesiones para la explotación de (tele)comunicaciones y electricidad se vendieron a un valor despreciable entre 1870 y 1944. Específicamente, el precio al que las empresas privadas obtuvieron los derechos para la explotación de los bienes demaniales en ambas industrias fue insignificante en comparación con el usufructo de dichos bienes. Luego, la nacionalización de ambas industrias, en los años 1940 y 1950, absorbió la negligencia.

5. Llevar a la práctica una exitosa concesión de bienes demaniales en el país ha demostrado ser inviable. Los ejemplos, pasados y presente, sobran.

6. El país carece de experiencia en subastas de espectro. En países desarrollados estas prácticas han tenido costos elevados pero llevables. En países subdesarrollados, específicamente en Latinoamérica, los casos de des-éxito abundan con inconmensurables costos para toda la sociedad.

7. El vía crucis administrativo y legal costarricense, por tanto, tendría unos costos muy superiores a los beneficios para el consumidor final y los contribuyentes.

8. Hipotecar al consumidor hoy parece ser un inapropiado incentivo fiscal por parte del Estado. Se dice esto porque el valor pagado por una empresa por el espectro en el presente se transfiere, vía precios más altos, al cliente final, en el futuro.

9. El objetivo de la apertura de cualquier sector de la economía a la competencia debe ser el consumidor. Así lo establece el Plan Nacional de Desarrollo 2006-2010 “Jorge Manuel Dengo Obregón” página 79: “(...) es preciso que (el sistema de telecomunicaciones nacional) consolide los avances que ha tenido el país en materia de universalidad y solidaridad, de manera que se garantice a todos los habitantes del país el acceso a servicios de telecomunicaciones de calidad y a precios asequibles”.

Por tanto, establecer intransigentes obligaciones de acceso y servicio universal debería ser el camino por seguir para la concesión o readecuación de concesiones del espectro radioeléctrico para los nuevos o existentes operadores de telecomunicaciones en el mercado local.

ADEMÁS EN OPINIÓN
ARCHIVO COLUMNISTAS
EN VELA   EN GUARDIA
JULIO RODRÍGUEZ JORGE GUARDIA
LETRAS DE CAMBIO    OJO CRÍTICO
LUIS MESALLES RODOLFO CERDAS
ENFOQUE    POLÍGONO
JORGE
VARGAS
FERNANDO DURÁN
TAL CUAL    ENTRE LÍNEAS
ALEJANDRO URBINA ARMANDO GONZÁLEZ
SERVICIOS En tu Celular En tu PDA Noticias por email RSS Fax Horóscopo Cartelera de cine
QUIENES SOMOS | GRUPO DE DIARIOS DE AMÉRICA | ESTADOS FINANCIEROS | ANÚNCIESE | TARIFARIO | TRABAJE EN LA NACIÓN
© 2009. GRUPO NACIÓN GN, S. A. Derechos Reservados. Cualquier modalidad de utilización de los contenidos de nacion.com como reproducción, difusión, enlaces informáticos en Internet, total o parcialmente, solo podrá hacerse con la autorización previa y por escrito del GRUPO NACIÓN GN, S. A.
Si usted necesita mayor información o brindar recomendaciones, escriba a webmaster@nacion.com
Apartado postal: 10138-1000 San José, Costa Rica. Central telefónica: (506) 2247-4747. Servicio al cliente: (506) 2247-4343 Suscripciones: suscripciones@nacion.com Fax: (506) 2247-5022. CONTÁCTENOS