San José, Costa Rica. Domingo 11 de febrero, 2007.
Inicio
Variedad
Reportajes
Columnas
Moda
Buena vida
Salud
Niños
Anteriores

MULTIMEDIA

El grano de oro en nuevas manos

Reportajes

Foto Principal: 1496526
Todo tipo.
de cerdos son el tema dominante en un mercado de Pekín
EFE/LA NACIN

El cerdo domina China

Según una leyenda china, cuando Buda alcanzó la iluminación, llamó a todos los animales del universo, pero solo 12 acudieron a la cita, y lo hicieron en el siguiente orden: rata, búfalo, tigre conejo, dragón, serpiente, caballo, cabra, mono, gallo, perro y cerdo.

A cada animal le otorgó un año, y precisamente, el 2007 (el 4705 en el calendario chino), le corresponde al cerdo, el cual comenzará a regir el próximo domingo, cuando en China se celebrará el año nuevo.

Aunque en la mayor parte del planeta, esta festividad tuvo lugar el 31 de diciembre a las 12 de la noche, los chinos lo harán hasta este 18 de febrero pues ellos se guían por el comportamiento de la Luna, más que el del Sol.

Según información suministrada por la Cámara de Industria y Comercio Chino Costarricense, la fecha para celebrar el cambio de año chino siempre será distinta, ya que dependerá de ciertos cálculos matemáticos relacionados con el ciclo lunar.

Esta celebración tiene lugar durante la segunda luna nueva, después del solsticio de invierno, que es cuando, en el hemisferio norte, el Sol se sitúa en el punto más al sur .

A una semana del cambio de año, en China todos se preparan para festejar, como lo han hecho desde hace miles de años.

Para este pueblo, el zodíaco siempre ha sido una guía trascendental en la toma de decisiones y el 2007 los llena de expectativas. Por ser el año dedicado al cerdo de fuego, se piensa que será una época próspera, pues dicho animal está relacionado con la abundancia, la fertilidad y los buenos augurios.

Según creen en ese país, las personas nacidas en un año como este serán decididas, valientes y con un corazón generoso.

Foto Flotante: 1498650
Transeúntes
admiran las grandes figuras de cerdos en una calle de Shangai, China.
AP/LA NACIN

Color y costumbres. Además de las coloridas actividades artísticas y culturales (bailes y demostraciones culinarias, etc.), el cambio de año en China se celebra con otras costumbres.

Por ejemplo, en estos momentos el rojo sobresale en las casas y comercios. Este color evoca la felicidad y, según los chinos, ayuda a espantar al monstruo Nien, que –de acuerdo con una leyenda surgida durante la dinastía Han–, llegaba una vez al año a devorarse a los habitantes de una pequeña aldea. En una ocasión, Nien quiso comerse a una niña, pero al verla vestida de rojo, salió huyendo y, a partir de entonces, todos los aldeanos comenzaron a espantarlo con trozos de tela roja y con ruido.

En otra leyenda, también se habla de que los aldeanos consiguieron ahuyentar al monstruo con un disfraz de un gran león, lo que originó la famosa Danza del León, infaltable durante el cambio de año.

En las entradas y paredes también suelen colocar ideogramas con letras doradas y el carácter chino “primavera”, que significa “comida sobrante” para que, durante el nuevo año, a nadie le falte alimento.

Foto Flotante: 1498708
La comida
es abundante.
AP/LA NACIN

Los días previos a la gran celebración, las familias cumplen con la tradición de darle una limpieza general a la casa, lavan los utensilios y se deshacen de todas las cosas que ya no quieren. También procuran poner en orden las finanzas y cancelar deudas.

Es una norma llevar abundante comida y dulces a la casa, como chocolates en forma de monedas o de lingotes de oro, naranjas y mandarinas. Y el primer día del año está prohibido utilizar tijeras o cuchillos que puedan “cortar el hilo de la suerte”.

Los empresarios, por su parte, deben ofrecer un banquete a sus empleados a manera de agradecimiento. A esa cena se le conoce como Wei-Ya y, según la tradición, lo que procede es servir pollo como platillo principal.

Hace unos años, se acostumbraba colocar la cabeza del pollo en dirección del empleado que sería despedido, pero ahora, para evitar malas interpretaciones, los empresarios lo ponen mirando hacia ellos mismos.

La noche anterior al año nuevo se celebra con una gran comida familiar denominada Twan Yuan Fan o cena de la reunión. Todos los miembros regresan a casa de su padre y comen sobre mesas redondas, porque lo redondo significa perfección y eternidad.

Luego de esa cena, los niños reciben sobres rojos con dinero. Esa tonalidad se liga a la felicidad y, la cantidad de dinero que contiene el sobre siempre deberá ser un número par, para la buena suerte. El número cuatro queda excluido, pues la pronunciación de este número es igual a la palabra que significa muerte.

La reunión familiar dura hasta la medianoche, momento en que se quema pólvora para ahuyentar los malos espíritus.

Comida para un buen año

Alimentos con significado

Los deseos de prosperidad no solo reinan en los colores de la decoración. La comida de la cena de año nuevo chino también tiene un significado y un papel protagónico.

La legumbre del año es una de las comidas más representativas por su apariencia, ya que, junto a sus raíces, semeja la larga barba de un anciano. Se sirve en la cena familiar para que todos tengan larga vida. El pescado es otro elemento fundamental de la dieta china y en año nuevo no puede faltar, ya que en chino “pescado” se pronuncia yu, que es el mismo sonido del carácter que significa “comida sobrante”. Las empanadillas cocidas, con la forma que antiguamente tenía el dinero en China, se preparan para pedir riqueza en el año que entra.

El llamado a la prosperidad se hace con la piña (sirven cerdo agrigulce) y el apio, que se pronuncia kin-tsai (quiere decir “ligero”) se utiliza para que la vida sea más fácil.

El rojo, color de la felicidad, se hace presente en el langostino, el cual adquiere ese tono al ser cocinado.Para esta ocasión también suelen preparar arroz dulce con maní, carne de cerdo, huevos y hongos, entre otros ingredientes que se sirven sobre hojas de bambú.

Finalmente, el platillo favorito de los niños son los dulces, que simbolizan el dulce inicio del año.





| Arriba |