LN Suplementos
Info@merica banner switcher
San José, Costa Rica. Domingo 12 de noviembre, 2000








Notas Sociedad:


Calentamiento global en jaque

Mañana se reavivará el debate científico sobre efecto invernadero


Reuters. Londres

Gobiernos de todo el mundo se reunirán a partir de mañana en Holanda con el fin de lograr un acuerdo para reducir la emisión de gases relacionados con el llamado "efecto invernadero", aunque no todos los especialistas estén convencidos de que tales gases sean la causa de ese fenómeno.

A medida que los negociadores lleguen a La Haya para la conferencia de las Naciones Unidas sobre cambio climático, los científicos aún no se han puesto de acuerdo sobre si el dióxido de carbono (CO2) y otros gases de "invernadero" están detrás del calentamiento global de la Tierra.

Una teoría sostiene que estos gases atrapan el calor del sol en la atmósfera, provocando el incremento de las temperaturas.

Esos gases son producidos en parte por la actividad humana, especialmente por la quema de combustibles fósiles, como carbón, petróleo y gas natural. No obstante, el dióxido de carbono también emana de muchas fuentes naturales.

En el primer acuerdo mundial ecológico, firmado en Kioto en 1997, 150 países se comprometieron a reducir en 5,2 por ciento las emisiones de gases que supuestamente favorecen el efecto invernadero.

Hombre y naturaleza

La reunión de La Haya es un esfuerzo de última hora por conseguir que las naciones accedan a reducir sus emisiones de gases de invernadero hasta 5,2 por ciento por debajo de los niveles registrados en 1990, en el período 2008-2012.

Un informe preliminar del Panel Intergubernamental de Cambio Climático de la ONU, preparado por cientos de científicos especializados en asuntos climáticos, atribuye a los humanos gran parte de la culpa del calentamiento global.

Sin embargo, otros científicos sostienen que el calentamiento es producto de un ciclo natural históricamente documentado.

"Bien podría ser que el dióxido de carbono no está aumentando por lo que estamos poniendo en la atmósfera, en cantidades relativamente pequeñas comparadas con lo que producen naturalmente los océanos y las plantas verdes", dijo el físico británico Nigel Calder.

Sin respuestas

Calder cree que los activistas del medio ambiente simplemente han optado por convencer al público de la teoría del efecto invernadero.

En su libro El sol maniático, Calder explora una hipótesis de meteorólogos daneses que alega que el sol es el verdadero culpable del aumento de las temperaturas.

Por su parte, Geoff Jenkins, jefe del Programa de Pronósticos Climáticos del Centro Hadley, en Gran Bretaña, cree que la teoría solar no puede ser descartada, pero indicó que hasta ahora no ha visto un mecanismo que le conceda mucha credibilidad.

Jenkins alegó que el calentamiento global no puede ser atribuído exclusivamente a la naturaleza, ya que los modelos de cambio climático basados en efectos puramente naturales no coinciden con las observaciones del clima.



Patrocinador de La Nacion Digital


© 2000. LA NACION S.A. El contenido de La Nación Digital no puede ser reproducido, transmitido ni distribuido total o parcialmente sin la autorización previa y por escrito de La Nación S.A. Si usted necesita mayor información o brindar recomendaciones, escriba a webmaster@nacion.co.cr