LN Suplementos
Info@merica banner switcher
San José, Costa Rica. Viernes 25 de mayo, 2001








Notas Espectáculos:


En Turrialba hay ska

La conciencia social y el rock se unen en Seka, cuarteto que busca sonar en todo el país


Víctor Fernández G.
vfernandez@nacion.com

Lo que empezó como un experimento en el colegio, más por vacilón que por música, terminó en una propuesta llena de análisis de temas sociales a ritmo de ska.

Seka ya lleva más de un lustro de ser la representación turrialbeña en el ambiente de la música subterránea tica, y para ellos ya llegó el tiempo de dar el salto a la superficie.

Conocidos y seguidos en su pueblo natal, los cuatro integrantes están decididos a que sus ideas musicales sean, al fin, compartidas con el resto del país.

Movida electoral

Los comienzos de Seka se dieron en 1995 en el colegio Clodomiro Picado de Turrialba, cuando unos muchachos se juntaron en un grupo para apoyar a un candidato al gobierno estudiantil. El rejuntado era enorme y el sonido bastante rudimentario, pero significó el primer paso.

Esteban Rodríguez (voz y guitarra) y Steven Quesada (batería) fueron los sobrevivientes del experimento colegial y se unieron con el bajista Alejandro Imbach para la primera formación oficial de Seka, que en un inicio se dedicaba por completo a ritmos fuertes, como el punk y el hard core.

"Después de las inundaciones había un salón que quedó desahuciado y lo alquilaban baratísimo. Allí dimos los primeros toques y al inicio solo llegaban amigos, pero la bola se corrió rápido y fue llegando más y más gente", comentó Imbach.

Cansados del sonido punk, los músicos optaron por hacer una mezcla y darle un estilo más latino a su material. "Turrialba está en el medio de la influencia de Cartago y Limón, y quisimos reflejar esa variedad en nuestra música", comentó el bajista. Así, Seka se pasó a la vía del ska, pero con unas letras bastantes serias acerca de la problemática latinoamericana.

Primer intento

El grupo decidió hacerse notar en el Valle Central y participó en gran cantidad de conciertos con otras bandas. Además, los muchachos buscaron la manera de dejar en discos sus temas, y por eso juntaron dinero y se fueron a un estudio de grabación.

"Entramos muy entusiasmados, pero la grabación terminó siendo un golpe para nosotros pues el estudio no tenía la tecnología adecuada; al final, la grabación resultó de muy mala calidad", explicó Imbach.

Con la incorporación de Roberto Ramírez en la percusión (quien, de paso no es de Turrialba, pero se ha vuelto uno más en ese lugar), el grupo volvió a juntar fuerzas y, a base de "chivos", fiestas y rifas, juntaron el dinero y la convicción de volver a grabar, pero con todas las de la ley.

Entraron en contacto con Leo León, y en los estudios de Radio Universidad de Costa Rica grabaron seis temas que pasaron a formar parte de América va, un EP que está disponible, en disco compacto, en tiendas como Rock Combativo, Música Revolución (en Heredia) y Compraventa La U.

Los temas escogidos fueron Procesión de tontos, Seka style, Dime, Responde mis preguntas, América va y Centroamérica.

"Lo nuestro es un ska sin pitos, un picadillo en el que entran reggae, punk y música regional. En las letras, aunque no criticamos el vacilón, preferimos decir lo que creemos de los temas que atañen a nuestra región", resumió Alejandro.

En agosto, Seka volverá al estudio para grabar su primer álbum completo. Por ahora, sus ocupantes se concentran a dar mayor presencia a su trabajo en todos los escenarios rockeros del país.

Orgullosos de pertenecer al sector de bandas que despliegan su trabajo desde fuera del área metropolitana, los Seka están agradecidos con el público que ha apoyado su propuesta desde un inicio.

Si desea saber más o contactar a Seka, puede visitar su página en Internet:

http://www.geocities.com/zekaska.



Patrocinador de La Nacion Digital


© 2001. LA NACION S.A. El contenido de Nacion.com no puede ser reproducido, transmitido ni distribuido total o parcialmente sin la autorización previa y por escrito de La Nación S.A. Si usted necesita mayor información o brindar recomendaciones, escriba a webmaster@nacion.com