Estudios Sociales: Personajes de la patria

¿Quién fue Tobías Bolaños Palma?

Silvia Meléndez

El primer piloto costarricense luchó por alcanzar su sueño, cuando la aviación daba sus primeros pasos

Pionero. El 26 de mayo de 1917, con una condecoración en el pecho llegó a Costa Rica, Tobías Bolaños, el primer aviador costarricense graduado.

Tobías Bolaños nació el 2 de noviembre de 1892, en Santo Domingo de Heredia. Hijo de Francisco Bolaños y Luisa Palma, unos humildes campesinos, asistió a la escuela de Santo Domingo, donde se destacó. Por eso, recibió una beca para estudiar en el Liceo de Costa Rica, apoyado por don Roberto Brenes Mesén, gran prócer de la cultura nacional.

Cuando cursaba el último año de colegio, llegó a Costa Rica Marius Tercé, célebre aviador francés y Tobías, un apasionado de la aviación, le pidió que le enseñara. Tercé prometió ayudarlo en Francia, por lo que Bolaños buscó la de su profesor Brenes Mesén.

Un sueño en el cielo

El 18 de setiembre de 1914, se fue para Francia, pero al llegar allá, Tercé le dio la espalda. No obstante consiguió ayuda del embajador tico en ese país, el Marqués Manuel María de Peralta. Así, obtuvo un certificado como piloto mecánico.

Para entonces, Costa Rica atravesaba una seria crisis económica y el gobierno de Alfredo González Flores suspendió la ayuda que le daba. Para no morir de hambre, al comenzar la Primera Guerra Mundial, Tobías se enroló en el ejército francés. En 1915 fue herido en un brazo y al restablecerse se trasladó a la escuela de aviación militar de Pont-Long en Pau.

El 16 de agosto de 1915, quince días de graduarse como piloto, se ofreció para probar un nuevo tipo de avión, un Moranne, con el cual sufrió un grave accidente que casi le cuesta la vida. Como consecuencia le amputaron su pierna derecha. El gobierno francés lo condecoró, lo nombró empleado de la escuela de aviación en Pau y le otorgó una pensión vitalicia.

De vuelta al nido

El 26 de mayo de 1917, con una condecoración en el pecho y una pierna de madera llegó a Costa Rica, Tobías Bolaños, el primer aviador costarricense. Luego, se trasladó a la Zona del Canal en Panamá, a trabajar como piloto.

De regreso en Costa Rica intentó volar, pero no pudo lograrlo. Incluso mucha gente cuestionó si de verdad era piloto. Entonces, el 19 de diciembre de 1929, Bolaños le demostró a los costarricenses sus habilidades como aviador, piloteando un avión tipo "Avro", donado por México, ese año. La nave fue bautizada con el nombre de "Juan Santamaría". Esto ocurrió después de una larga campaña del piloto solicitándole a don Cleto González Víquez, entonces presidente de la República, que lo dejara ser el piloto de la nave.

Sin embargo, estando en el hangar el avión clavó su hélice y se destrozó. Le fabricaron una de madera, con la cual Tobías voló por primera vez en los cielos de Costa Rica. El vuelo duró 45 minutos y luego de impresionar a los curiosos con algunas acrobacias, al aterrizar terminó en un "palo de guaba" en la finca de los Giustiniani, al oeste de La Sabana. El avión quedó destrozado.

En 1936 Tobías Bolaños fue contratado en México como aviador profesional y luego trabajó en Guatemala. Después de ser instructor de aviación y trabajar como mecánico, murió en San José el 19 de octubre de 1952. Él será recordado como el primer piloto costarricense graduado, por sus anécdotas de guerra y por el estímulo que dio a los futuros aviadores de nuestro país, pero sobre todo, por las dificultades que enfrentó para realizar su sueño de volar. Por eso, reconociendo su esfuerzo, el 8 de octubre de 1972, mediante la Ley 5109, se decretó que el Aeropuerto de Pavas llevara el nombre de Tobías Bolaños Palma .


© 2002. LA NACION S.A. El contenido de nacion.com no puede ser reproducido, transmitido ni distribuido total o parcialmente sin la autorización previa y por escrito de La Nación S.A. Si usted necesita mayor información o brindar recomendaciones, escriba a webmaster@nacion.com